Páginas vistas en total

lunes, 12 de diciembre de 2011

Por mucha huelga que haya habido, al final esto es un ciclo.

Ya estamos atravesando la época que todos los años pasamos en el primer trimestre: Mientras todo el mundo está dándose vueltecitas por los centros comerciales y por las administraciones de lotería para gastarse lo que no tienen, nosotros estamos aquí enclaustrados que si corrige, que si prepara exámenes, que si haz medias, revisa cuadernos, mira notas de actitud y trabajo, acábate las lecturas para no ser tan poco profesional de examinar a los chicos de libros que ni tú mismo te has terminado de leer... en fin, lo de siempre. La que nos espera es pequeña de aquí al día de los ¡cuatro milloneees de euroooos! Por cierto, a ver si Antonio ha atinado con el número, porque en 15 años que llevo yo en esto desde que empecé he cogido en todos los centros en los que he estado y macho, ni que estuviéramos gafaos, QUE NO NOS TOCA NUNCA UN DURO, OYE. Con lo bien que nos vendría para cogernos una excedencia de estas por asuntos propios, de esas que no hay que dar explicaciones a nadie porque no las cobras tampoco, para hacernos un crucerillo o algo, pero nada, que si quieres arroz, catalina. Seguro que no nos toca. Nos toca perder, como siempre, y este año, tal y como me temo yo que vendrán las nóminas y lo demás, más que nunca. Hay que j......
Lo único que me queda hoy es felicitar a los cumpleañeros, santeros y recientes padres de últimamente: Manuel que lo hace por anticipado (1 de enero), Inma, que fue su santo el jueves pasado, y Sergio, que se ha incorporado después de ser papi y nos ha pasado al ordenador las fotos de Garoé además de dos bandejazas de pasteles (esto no se hace, hombre, qué mal nos quieres, que te da igual que nos pillemos un colesterol de millones, tío, no puede ser).
Escribo esto después de tirarme casi tres horas entre preparar el examen de los 1ºs y corregir el de 2º más uno de lecturas. Luego dicen aquí mis primas las víboras que no curramos lo que el resto de los madrileños. Es pa cogerlas y decirles "Mira, con nosotros no se juega, que no sabemos por quién nos has tomao". En fin... que igual he desvariado un poco al final. Será el cansancio. Que vengan las vacaciones ya de una vez y luego las huelgas parciales, las indefinidas o lo que Dios quiera, si es que existe, claro, que ya no lo tengo yo nada seguro. Hasta mañana a todos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario